Dra. Patricia Poblete explora razones del éxito de crónica rojaCuatro investigaciones sobre medios de comunicación en busca de un rol del mensaje periodístico

 

La doctora en Literatura Hispanoamericana Patricia Poblete, coinvestigadora en el proyecto “Almanaques seculares chilenos (1850-1930): el origen desconocido del magazín en Chile” (FONDECYT Regular Nº 1170993) compartió algunas reflexiones en relación a estas publicaciones de mediados del siglo XX y su posterior evolución, que hasta la fecha permite hacer un paralelo entre diferentes narrativas y plataformas. Asimismo, manifestó su parecer sobre el sello que identifica a la Academia en términos de la investigación universitaria.

La académica de la UAHC y encargada de la Unidad de Publicaciones, advierte cómo la evolución de esto formatos populares  que partieron como agendas con efemérides religiosas, fueron modificando su línea editorial en búsqueda de nuevas audiencias. “Se publicaban santorales, horarios de los trenes y al final le incluían un folleto de lectura ligera como para públicos amplios y heterogéneo” señala la periodista. Agrega que las publicaciones ahora son cada vez más específicas y de nicho. “Pretender hacer una publicación con ese afán de los almanaques, que le llegara a todo el mundo y que a todos le sirviera, es una cuestión bastante anacrónica”, argumenta.

Sin embargo, Poblete remarca que pese a todo, sí considera que existe una continuidad  respecto a los almanaque y los actuales formatos y es a la hora de realizar lecturas de tipo parcial, lo que algunos llaman coloquialmente el “hojear” u “ojear” una publicación determinada. “En ese sentido sí existe una similitud ya que los almanaques lo que hacen en su momento, es instaurar nuevas prácticas de lectura. Pasamos de una lectura más intensiva y profunda a otra que es más de recuadros y de ir de un lado a otro que funciona súper bien porque la gente no lee más que eso. En ese sentido existe una continuidad evidente, pero en términos de público objetivo, éste es cada vez más de nicho, más específico”, reitera.

Uno de esos nichos es el de la crónica roja y el periodismo de sucesos que atrae clicks en internet y que es el motor de los diarios chicha en el norte y del sensacionalismo en general, un aspecto de su investigación paralela “Escrituras del mal: trazos narrativos de lo fantástico en la crónica latinoamericana contemporánea” (FONDECYT Regular Nº 1160027).  “Estas temáticas persisten por el morbo, simplemente. Porque nos gusta conocer historias referidas a gente que la pasa mal y que vive ese tipo de procesos. Nos gusta ver sangre y mientras más escabroso es mejor. Por un lado está la crónica roja que apunta eso y por otro, está lo que investigamos en este Fondecyt y que habla de las crónicas de migración o de la violencia urbana, pero que no apunta al morbo en sí mismo, sino que más bien al espanto de saber que esto que parece película de terror está pasando a pocos metros de donde me encuentro”, plantea.

Entre el morbo y el espanto

Reitera la diferencia entre ese morbo y el peligrosismo que ofrecen los noticieros de TV como un “espacio seguro” para ver lo que a otros les está pasando. “El morbo es algo que tu ves de lejos”, define. “En cambio, esa otra cosa que es más bien espanto, te obliga a ver que la distancia entre ser un ciudadano común y corriente y ser un asesino/a como el de los grades titulares es mínima. Casi ínfima. Te muestra la fragilidad de esa frontera y que cualquiera bajo una circunstancia incorrecta puede terminar siendo un torturador/a. Yo te diría que esa es la diferencia entre el morbo y la crónica de la violencia, pues en la crónica roja propiamente tal, uno puede ver desde afuera lo que le está pasando al resto.  Con la crónica de la violencia urbana estas obligado a decir “yo soy parte de esto” aunque no me guste”, explica Poblete.


Recientemente, la periodista se adjudicó otro proyecto que la llevará a Francia a investigar las propiedades e influencias entre la narrativa en la crónica periodística francesa, argentina y chilena (parte de un fondo del Programa ECOS del Estado Francés y de CONICYT, “Comparative reportages: An ontology of french narrative journalistic  influences and dialogue in Chile y Argentina”) y uno de los Fondos Institucionales de Investigación y Creación con el proyecto “La crónica narrativa en el campo cultural: estrategias de posicionamiento y legitimación”, en el que analizará las redes de contactos e influencia entre autores/as de la industria editorial. Cuenta que toda esta producción académica que lleva adelante, se inscribe con el sello académico de la universidad de la siguiente manera:

“Primero que todo, en la mirada interdisciplinaria, pues aquí nos estamos enfocando desde el periodismo, pero estamos haciendo también un análisis que cruza la psicología, la sociología, la estética y termina reuniendo varios enfoques. En segundo término, en la mirada crítica de ir a ver temas donde aparentemente no hay temas. Te lo ejemplifico: con el FONDECYT “Escrituras del mal”, la mirada sobre la violencia urbana, mezcla periodismo con literatura de ficción y literatura fantástica de horror gótico, una mezcla que no se había hecho antes. El tema es tener la capacidad crítica de unir elementos disimiles y juntarlos para obtener un sentido que puede sonar raro o dislocado, pero que termina siendo novedoso”, reflexiona.

Novedades sobre el Concurso de Publicaciones UAHC 2019

Como encargada de la unidad, Poblete adelanta las principales novedades sobre el Concurso de Publicaciones y Creación Artística de la UAHC que concreta la edición de diversas obras entre el cuerpo académico. Así, el 31 de mayo se publicarán las bases de este concurso para dar plazo, hasta el 28 de junio, para la recepción de propuestas. Dos antecedentes importantes son que este año se realizará un sólo llamado para concentrar los recursos en la edición de un catálogo más reducido y de mayor influencia y que la línea de publicaciones incluirá una modalidad de co-edición.

“Las publicaciones al interior de la universidad por lo general suelen ser ensayos y resultados de investigaciones mayores en las que nosotros prestamos todo el proceso editorial. Este 2019 sacamos una sublínea dentro de ese concurso que es con co-edición. Hay muchos profesores/as que prefieren publicar en un sello que no sea universitario, entonces si presentaron una tesis doctoral a una editorial determinada, esa editorial puede editar dicho documento poniendo una parte ellos y nosotros la otra”, señala la doctora en Literatura Hispanoamericana.

cultura filsa feminismo Pedagogía en Música mapuche pandemia derechos humanos Escuela de Sociología escuela de antropología migración trabajo Psicología libro Pedagogía en Historia Instituto de Humanidades periodismo DIRAE cine estado de emergencia documental fondecyt Teatro democracia lanzamiento Danza admisión convenio seminario politica DD.HH. dictadura escuela de pedagogía en historia y ciencias sociales Facultad de Pedagogía intercambio rectoria covid-19 rector columna Bolivia DIVIM economía bestiario UAHC concurso estudiantes josé orellana Álvaro Ramis Vínculo con el Medio elecciones Escuela de Ciencia Política y Relaciones Internacionales Antropología escuela de teatro DISCAPACIDAD literatura diplomado dip conversatorio académicos Facultad de Artes estallido social José Bengoa columnas Tomás Moulián inclusión filosofía migrantes Escuela de cine Medio ambiente Magíster bienestar Educación Escuela de Geografía Pedagogía en Lengua Castellana escuela de historia revista Universidad Academia de Humanismo Cristiano Facultad de Ciencias Sociales acreditación composición coronavirus Educación Diferencial Abraham Magendzo Ciencia Política taller reforma conferencia Escuela de danza Sociología vinculacion con el medio Pedagogía en Educación Básica investigación sustentabilidad ddhh egresados Montecarmelo Historia congreso Derecho asamblea constituyente escuela de psicologia música cuarentena Ciencias Sociales publicaciones Geografía género Mineduc universidad indígenas Trabajo Social