Ex miembros de la Fuerza Aérea de Chile que se negaron a participar del Golpe de Estado entregan su testimonio

En Noticias (10 de octubre de 2013)

“Poco se ha hablado de la presencia o del papel sobre lo que fue el escenario de los miembros de las Fuerzas Armadas en la instauración de la dictadura. Ha sido más bien silenciado con el paso del tiempo”,   expresó Luis Pacheco, director de la Escuela de Ciencia Política y Relaciones Internacionales al presentar a los ex integrantes de la Fuerzas Armadas en tiempos del Golpe Militar, y que participaron del seminario: Encuentro de  militares de las FF.AA expulsados, torturados y/o exiliados durante la dictadura, organizado por la Escuela.

En la jornada participaron los ex militares Eduardo González, René Oliva y Enrique Villanueva, todos miembros de la Fuerza Aérea de Chile, que no tenían  más de veinte años para el 11 de septiembre de 1973, y quienes entregaron su testimonio sobre cómo fue negarse a participar del golpe militar y de cuáles fueron las posteriores repercusiones.

Eduardo González, director del Centro de Estudios de Exonerados de la Fuerza Aérea [CEEFA], reflexionó sobre el contexto que se vivió a nivel mundial en esos años y cómo repercutió en los países latinoamericanos. “En Chile, lo de 1973 fue un golpe cívico militar, que aún con el paso del tiempo mantiene muchas interrogantes sin respuestas convincentes”.

Por su parte,  René Oliva relató la historia que lo llevó a ser un militar detenido por no estar de acuerdo de los hechos brutales que se iban cometiendo. “De manera engañosa el teniente técnico Sepúlveda me dice que lo acompañe a buscar unos repuestos al aeropuerto, y es ahí,   al llegar, cuando me rodean unos ocho miembros armados y me detienen, despojándome de todo”.

Enrique Villanueva ingresó a la Fuerza Aérea a los 15 años y aún se pregunta por qué. “Todos nos comprometimos a una idea con mucha fuerza, a una idea política” explica, pero que en la década del 70’ tomó caminos totalmente distintos a lo que él tenía pensado en su idea de defender la patria. “Los militares somos humanos, tenemos historia”. Explica que fue difícil abstraerse en momentos que se entregaba oleadas políticas tremendas a los militares, pero cuando se dio inicio a todas las violaciones a los derechos humanos, hubo algunos como ellos que recapacitaron y se negaron a ser partícipes de tales brutalidades.

Finalmente  la actividad de se cierra con la participación del grupo musical INCANTU, formado por integrantes de la mismo organización de exonerados, la cual se forma mientras algunos de ellos se encontraban detenidos en los diversos centros clandestinos que implementó la dictadura para tales efecto.

 

Palabras clave: ,