Producción de Licenciatura en Lengua y LiteraturaEl Poeta Diego Ramírez recuerda la densidad poética de Pedro Lemebel en tercer capítulo de “Ojo x Ojo”

En Noticias (29 de abril de 2020)

El tercer capítulo de la serie de entrevistas del espacio “Ojo x Ojo”, que produce la Licenciatura en Lengua y Literatura de la Academia, dedicó una hora de conversación al poeta chileno Diego Ramírez, autor de “El baile de los niños”, “Brian, el nombre de mi país en llamas” y “Ayer conocí a Freddy Mércury”, entre otras obras.

El profesor Gonzalo Rojas conversó con Ramírez sobre sus orígenes como poeta, sus proyectos literarios anclados a la contingencia y también sobre el nuevo oficio del tallerista que debe amasar nuevas sensibilidades y visiones. En la oportunidad analizaron la génesis de la escritura y la densidad poética del autor que  se remontaba a sus primeros registros escriturales y una escritura que se fue cimentando desde los diarios de vida. “Todo partió ahí y desde allí con el paso de tiempo fui llegando a talleres literarios de manera ya más formal y muy instintivamente y sin preocuparme tal vez si lo que escribía era bueno o no”, explica el autor, recordando esos primeros talleres de narrativa del Centro Cultural Balmaceda 1215 a los que asistía como a los 16 años.

El factor Lemebel

Un tema relevante en la vida de este poeta, fue su experiencia con uno de los grandes de la literatura chilena. Tal como lo relata en la entrevista, acercarse al escritor Pedro Lemebel fue un momento importante en su trayectoria. “Creo que tenía como 17 años y era mi segundo taller. Pedro en ese momento era otro Pedro y fue maravilloso conocerlo. Yo siempre lo hablo con los chicos más jóvenes, ya que entiendo como se maravillan al leer sus obras y era algo hermoso el aprender a ver la ciudad desde su punto de vista. Fue importante además conocer su discurso relacionado con el tema de género, la política y darse cuenta que no todo era tan vacío como uno lo veía  en ese momento. Me di cuenta que también se podía ser rabioso y contestatario”, remarca.

Finalmente, Diego Ramírez se refiere al tema del estallido social desde la mirada de su concepto literario y describiendo cómo le fue tomando el pulso al movimiento social desde su particular mirada. “Me pasaba mucho en mis talleres, se comenzó a generar una sensación de caos bella y atractiva, pero con un marco de angustia también. Fue un cruce de muchas cosas que hizo replantear todo, la escritura, la vida, el amor. Yo trato de rescatarlo también con los chicos y chicas más jóvenes ya que es muy bonito ver a esa generación que llega desde la protesta a escribir poesía”, asevera el poeta.

Puedes ver el tercer capítulo de “Ojo x Ojo” a continuación: